Jacob Chansley, el 'chaman de QAnon', condenado a 41 meses de prisión por el asalto al Capitolio

·3 min de lecture

Este miércoles, un tribunal federal estadounidense, condenó a Jacob Chansley, conocido como el 'chaman de QAnon', a 41 meses de prisión por su rol en el asalto al Capitolio del país el pasado 6 de enero. El acusado, conocido por haber entrado al recinto con un sombrero con cuernos, ya se había declarado culpable y durante el juicio afirmó que sus acciones eran "indefendibles".

El día del asalto al Capitolio, Jacob Chansley llevaba un sombrero de piel con cuernos de bisonte, el pecho desnudo y la cara pintada de azul, blanco y rojo. Este miércoles vestido con un overol de presidiario verde, el hombre, conocido como el 'Chamán de QAnon', fue condenado a 41 meses de cárcel.

El juez asignado para el caso, Royce Lamberth, afirmó durante la audiencia que lo que hizo Chansley fue "terrible" y que era tan "grave" que no justificaba una sentencia menor.

Los fiscales le habían pedido al juez que dictara una sentencia de 51 meses. Sin embargo, Lamberth consideró que el acusado hizo lo posible para mostrar que estaba "en el camino correcto" y anotó que consideró sus remordimientos como genuinos.

Por su parte, Chansley, quien ya se había declarado como culpable en septiembre, sentenció que no había "excusas" para el comportamiento que tuvo ese día.

El 6 de enero, el acusado se convirtió en una de las figuras más representativas del asalto al Capitolio, no solo por su atuendo, sino también por ser fotografiado en el sillón del presidente del Senado.

"La parte más difícil de esto es que sé que tengo la culpa", declaró Chansley. Y añadió: "Pensé que me iban a meter 20 años en confinamiento solitario".

El hombre, también conocido como Jake Angeli, lleva detenido desde enero. En la prisión le diagnosticaron esquizofrenia transitoria, trastorno bipolar, depresión y ansiedad.

¿Qué rol jugó Chansley en el asalto al Capitolio?

El 6 de enero, según el Departamento de Justicia de EE. UU., Chansley fue una de las 30 primeras personas en entrar al Capitolio, a las que luego les siguieron cientos más.

La multitud tenía el objetivo de interrumpir la sesión conjunta entre ambas cámaras del Congreso estadounidense el día en que se iba a ratificar a Joe Biden como el ganador de las peleadas votaciones presidenciales en 2020.

Según las autoridades estadounidenses, la multitud fue alentada por el discurso del expresidente Donald Trump en el que hacía un llamado a la ciudadanía a luchar contra unas elecciones que consideraba "amañadas".

Ese día cuatro personas murieron y un oficial del Capitolio falleció al día siguiente. Además, cuatro policías que defendieron el recinto se quitaron la vida y 140 más resultaron heridos.

La sentencia de Chansley es la más larga, junto con un hombre que golpeó a un policía, de las más de 600 personas que han sido imputadas por los tribunales federales estadounidenses.

¿Quién es Jacob Chansley, el 'chamán de QAnon'?

Antes del asalto al Capitolio, Chansley fue visto en diferentes manifestaciones con carteles que decían "Q me envió". Las pancartas hacían referencia al movimiento QAnon, que según 'The New York Times', "es el término en general para un extenso conjunto de teorías de conspiración de Internet" que aseguran que el mundo es gobernado por pedófilos que adoran a Satán y que coordinan una red mundial de tráfico de menores, a la vez que conspiran contra el expresidente Trump.

Más allá de ser un seguidor de las teorías conspirativas, Chansley también fue actor, locutor e hizo parte de las fuerzas armadas estadounidenses en las que ganó varios reconocimientos.

El hombre también profesaba varias creencias chamánicas y el principio Ahimsa, que proclama que no se debe hacer daño a ningún ser vivo.

Al ser detenido exigió que le ofrecieran comida orgánica en la cárcel y se negó a comer durante nueve días hasta que le concedieron su solicitud.

El 6 de enero dijo ser un defensor de los votos por Donald Trump y se mostró como uno de sus grandes seguidores. Una admiración que se vio truncada un tiempo después, cuando se mostró decepcionado porque el exmandatario no lo indultó tras los hechos.

Con EFE, Reuters, AP y medios locales

Notre objectif est de créer un endroit sûr et engageant pour que les utilisateurs communiquent entre eux en fonction de leurs centres d’intérêt et de leurs passions. Afin d'améliorer l’expérience dans notre communauté, nous suspendons temporairement les commentaires d'articles